(12.11.2018) Mientras todas las miradas ya quedaron depositadas hace un tiempo en la asunción del electo presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, cuatro automotrices argentinas comenzarán hoy a recorrer América Central y el Caribe para aumentar los niveles de exportaciones, bajo un plan de obtener nuevos volúmenes al menos en pequeña escala.

En esta semana, la cámara de fabricantes de vehículos ADEFA, junto a las terminales Toyota, Volkswagen, Renault y Peugeot dialogarán con el sector importador de Honduras, El Salvador, Guatemala y República Dominicana, donde habrá negociaciones para colocar mayores exportaciones en mercados dominados por México, EE.UU. y Asia. Si bien se trata de mercados chicos, “hay que mostrar lo que es la producción argentina y en algunos casos, mejorar la inserción”, apuntaron fuentes oficiales.

La “frutilla del postre” será en la ciudad de Guatemala, donde el próximo 14 y 15 de noviembre se realizará una nueva Cumbre Iberoamericana, que contará con la presencia de la vicepresidenta Gabriela Michetti y el canciller Jorge Faurie. Aunque no se sabe si ambos participarán de reuniones privadas, existe una venia hacia las automotrices para que abran mercados en la región. Uno de los varios objetivos es lograr que Honduras, El Salvador, Guatemala y República Dominicana aprueben un arancel cero para la importación de vehículos argentinos, como ya existe en el resto de América Central.

“Se debe avanzar en la diversificación con el apoyo del Gobierno. América latina es el mercado primario y es positivo abrir nuevas negociaciones comerciales. En Guatemala habrá una cumbre empresarial donde nos reuniremos con el resto de los países”, apuntó Daniel Afione, uno de los principales directivos de Toyota.

Otras fuentes privadas señalaron que “son mercados a los cuales ya se exporta pero pocas unidades, porque se paga arancel y competimos con otros países que entran al 0 por ciento”. Habrá una fuente apuesta por el segmento de los utilitarios, pero sin descuidar los autos livianos. Por marcas, en América Central cerca del 55 por ciento del mercado corresponde a Toyota, Hyundai, Nissan y Honda, según datos de la industria.

La decisión empresaria cobró mayor fuerza cuando los autopartistas de Brasil como de México coincidieron en que debe regir el libre comercio de vehículos en el 2019, con la diferencia que con el país azteca ya existe un acuerdo para se haga efectivo desde el 19 de marzo. Así lo expresaron el presidente de la cámara brasileña Sindipecas, Dan Ioschpe; y de la entidad mexicana INA, Oscar Albin, en Automekanica.

Fuente: Bae Negocios