(13.11.18) El gobierno de Córdoba resolvió que a partir del mes de noviembre la jubilación mínima será de 13.000 pesos. La medida alcanzará a 5.500 beneficiarios, de los cuales 3.471 son jubilados y pensionados y 2.036 personas que cobran pensiones no contributivas. Con esta decisión, el haber mínimo para el sector pasivo provincial es un 60 por ciento mayor a la mínima que cobran los beneficiarios nacionales, que perciben 8.096 pesos.

En realidad, la decisión es llevar a 10 mil pesos el haber mínimo y además percibirán un complemento solidario, de carácter mensual y variable que, adicionado al haber básico jubilatorio, garantice a los jubilados y pensionados provinciales un haber bruto de 13 mil.

Esta medida implica una mejora en los ingresos de poco más de 5.500 beneficiarios; 3.471 jubilados y pensionados provinciales y 2.036 personas que cobran pensiones no contributivas.

Este último grupo comprende a 1.801 excombatientes de Malvinas; 93 expresos políticos que cobran dos haberes mínimos; 89 artistas que perciben una gratificación mensual equivalente a 3,5 jubilaciones mínimas, y 53 personas incluidas en el régimen al mérito deportivo.

Impacto fiscal

Este aumento tiene para la Provincia un costo mensual de 16,9 millones de pesos, lo que replicado para lo que queda del año llegará a 42,2 millones de pesos, considerando además de los meses que restan por delante, el aguinaldo del mes de diciembre.

Como sólo se hace cargo de los jubilados, para la Caja de Jubilaciones el complemento previsional solidario significa un gasto de 9,8 millones de pesos.

Fuente: lavoz.com.ar