El gobernador Miguel Lifschitz, acompañado por el ministro de Seguridad, Maximiliano Pullaro, hizo entrega de 25 camionetas y 100 motos para patrullaje policial en la Unidad Regional II de Rosario.

“Llevamos a la Policía de Santa Fe al lugar al que la quieren llevar todos los ciudadanos, al de una fuerza moderna, profesional, altamente capacitada y efectiva a la hora de prevenir e investigar el delito y cuidar la vida de los vecinos. Entregar vehículos es mostrar que estamos llevando adelante una política que no es solamente un discurso, sino que es una gestión multidimensional para llevar adelante un objetivo”, aseguró Lifschitz.

“Hemos avanzado en la capacitación de los integrantes de la fuerza, en el equipamiento, la tecnología, las herramientas de trabajo y estamos en un proceso de mejora permanente de las infraestructuras”.

“Hemos logrado grandes transformaciones en conjunto con las autoridades policiales; un avance extraordinario del sistema penal de la provincia de Santa Fe. Nosotros estamos conformes con los avances concretados y sabemos que tenemos que seguir avanzando y motorizando los cambios necesarios. Hay que articular una política integral de seguridad, que no es solo responsabilidad de la Policía, sino de la Justicia, que tiene que actualizar y mejorar la legislación vigente. También es responsabilidad de los gobiernos locales y de las áreas sociales en la tarea de inclusión y en el abordaje de las violencias en el territorio, como también lo venimos haciendo de manera exitosa en distintos barrios de Rosario”, concluyó el gobernador.

REFORMA POLICIAL
En tanto, el ministro de Seguridad indicó: “Pusimos mucho esfuerzo, desde el gobierno que encabezaba Antonio Bonfatti y continuando en la gestión de Miguel Lifschitz se profundizó la reforma policial, con reformas administrativas y orgánicas, pensando y repensando la carrera policial, mejorando los instrumentos que tiene la policía y coordinando con un nuevo sistema de justicia penal que nos permiten ser cada vez más eficientes”.

“Todas las bandas que asomaron la cabeza en nuestra provincia, hoy tienen a sus integrantes, de primeras y segundas líneas, detenidos con condenas ejemplares como no hay en la Argentina. Pero, además, con decisión política le sacamos los bienes a estos criminales y se los devolvemos a la gente, eso único en la república Argentina y es algo que vamos a seguir cuidando”, finalizó.

EL EQUIPAMIENTO
Se trata de 25 camionetas 0km (marca Chevrolet S10, color negro) tipo pick up LS 4×2 doble cabina equipadas para patrullaje, con equipo Tetra, barral lumínico, ploteado, barra antivuelco, GPS, estribos, enganche, botiquín, tres conos, cuatro reflectores, vigía y la bonificación de los tres primeros servicios.

Además, se incorporaron 100 motos tipo enduro, marca Honda, modelo XR 250 con sus correspondientes cascos y 50 packs de equipamiento para uso del personal policial de la Brigada Motorizada. Cada moto cuenta con arranque eléctrico de cuatro tiempos, inyección electrónica o carburador; embrague de transmisión por cadena de cinco marchas, frenos delanteros a disco y traseros disco o tambor, luces led, dos bocinas, baulera, protecciones laterales, equipamiento lumínico, sirena y sistema Tetra encriptado.

En total, el gobierno provincial adquirió 970 camionetas y 800 motos para la Policía de Santa Fe.