El gobierno de Santa Fe, junto a la Secretaría de Deportes de Nación, y el municipio de Rosario, organizarán del 28 de noviembre al 3 de diciembre, los III Juegos Nacionales de Playa. El certamen tendrá la participación de 1500 deportistas de los 24 distritos de Argentina, que competirán en ocho disciplinas en las ramas masculina y femenina, excepto el rugby 5 de playa, reservado solo para varones; el resto serán fútbol playa, beach handball, aguas abiertas convencional y adaptada, triatlón, beach vóley, canotaje y windsurf.

Al respecto, el ministro de Desarrollo Social de la provincia, Jorge Alvarez, destacó que “es una nueva oportunidad para demostrar que Santa Fe se consolida como sede de competencias de jerarquía nacional. Hemos venido acompañando a lo largo de la gestión, tanto con aportes de equipos técnicos especializados como económicos, la realización de distintos certámenes destacados tanto en la escena nacional como internacional gracias al trabajo coordinado con diferentes organismos”.

“Estamos convencidos de que haber logrado este posicionamiento es el fruto de la decisión política del gobernador, Miguel Lifschitz, de impulsar el deporte que no es sólo actividad física, es cultura, educación, formación, integración social y una herramienta que posibilita construir vínculos sociales sólidos”, agregó.

“Estamos dispuestos a responder como buenos anfitriones a las delegaciones de todo el país e invitamos a la gente a acercarse, participar y formar parte de estas jornadas deportivas en un ámbito natural”, finalizó  el ministro.

LA PREVIA DE LOS SURAMERICANOS
El secretario de Desarrollo Deportivo de la provincia, Pablo Catan, explicó que “Rosario pondrá a prueba todo el sistema de organización que replicará en marzo con los Juegos Suramericanos. Estamos trabajando muy fuerte y en equipo para garantizar todo lo que un evento deportivo requiere, pero también para que se viva una verdadera fiesta”.

“El día 21 de noviembre será el lanzamiento oficial junto a varios integrantes de la delegación santafesina y la comisión técnica de la secretaria de Deportes de la Nación. El acto apertura tendrá lugar el 28 y el 29 comenzarán las competencias, todas concentradas en el balneario La Florida, lo que permitirá disfrutar todos los deportes”, concluyó Catan.

LA DELEGACIÓN SANTAFESINA
Un equipo confirmado es el de Beach Vóley femenino, integrado por la santafesina Virginia Zonta junto a la rosarina Estefania Milessi, quienes fueron campeonas nacionales en la edición 2016 que tuvo sede en Las Grutas. Al respecto, la deportista olímpica de la capital provincial declaró que “tenemos que aprovechar el evento y la difusión de las distintas disciplinas de playa para poder continuar con el crecimiento, tratando de generar infraestructura y espacios para la práctica, el entrenamiento y el desarrollo. La provincia tiene muchos kilómetros de costa y estás condiciones naturales, más el aumento de la difusión, tienen que servir para que Santa Fe marque la diferencia”. Respecto del certamen nacional, la deportistas expresó que “jugar de local siempre tiene un plus y un atractivo motivacional, así que será muy lindo tener cerca a los afectos y la gente apoyándonos”.

En esta tercera edición, el certamen incluirá por primera vez natación de aguas abiertas en su modalidad adaptada y el representante masculino por Santa Fe será el nadador paralímpico de la ciudad de Rosario, Facundo Arregui, quién expresó que vive la experiencia “como un nuevo desafío, con mucha alegría y ansiedad” y aclaró que “quizás es una buena oportunidad para descubrir un ámbito nuevo en el que pueda desenvolverme, además de la natación en pileta”.

En canotaje masculino, la representación santafesina estará a cargo de Damián Dossena. El palista de 41 años detalló que “luego de haber sido entrenador del equipo olímpico y panamericano de damas durante cinco años, regrese a las competencias hace un año” y con buenos resultados. De cara a los Nacionales de playa, el deportista de San Lorenzo expresó que “las expectativas siempre son superadoras y entreno muy duro, ya que es la única forma de competir con deportistas mucho más jóvenes y con menos obligaciones”.